Latest News

Tener una iguana como mascota te cambia la vida

¿Qué es tan ingenioso sobre las iguanas? Adicionalmente del placer de mostrar un pequeño dinosaurio descansando cómodamente sobre tu hombro, ¿qué hace que la parentela quiera tener un gran cuco que puede arribar a calcular más de 2 metros de espléndido? A contrario de lo que la clan piensa, las iguanas son mascotas extraordinarias. Si están perfectamente entrenadas, incluso pueden desarrollar vínculos afectivos con sus dueños. Pero hay muchas razones más para tener una, aquí te presentamos diez:

1.Pueden crecer tanto como se los permitas

Por supuesto, no fielmente. Las mayores iguanas que se han registrado no superan los 2.5 metros, pero tú puedes lanzarse cuándo detener su crecimiento. La iguana crecerá tanto como se lo permita el hábitat que le compres y el tipo de comestibles que reciba.

2.Son vegetarianas

Por alguna razón la multitud piensa que las iguanas comen insectos, pero esto no es así. Las iguanas son estrictamente vegetarianas. Por supuesto, la correcta manutención de estos animales se logra mediante plantas específicas que encuentras en el veterinario, no hilván con darles una hoja de lechuga de cuando en cuando.

3.Aman el calor

Estos animales son lagartos tropicales, por lo que es bueno tener una iguana como mascota si vives en un sitio donde los inviernos no sean tan crudos. En el verano, tu iguana podrá enredar autónomamente por tu hogar, como si de cualquier mascota se tratase.

4.Se dejan tocar

No es nulo obediente domar a una iguana, pero una vez que lo logras es una sensación muy recompensante. Tener una iguana como mascota implica dedicación: cada día debes trabajar con ella hasta que te ganes su confianza y te permita tocarla y manipularla con las manos tanto como quieras.

5.Les gusta socializar con otras iguanas

Ésta es una característica que las iguanas comparten con otras especies de lagartos como los camaleones o las lagartijas. Si pones a dos o más iguanas juntas, automáticamente van convivir, ya sea para subir su temperatura corporal o para tomar un paseo bajo el sol.

6.Reconocen a sus dueños

Tener una iguana como mascota es, para muchas personas, el vínculo sensible ideal que puede tenerse con un animal. Muchos dueños de iguanas consideran a su mascota como una amiga, parte de su clan. Estas creaturas son de naturaleza independiente, pero muchas veces te sorprenderá lo acertado que se pondrá cuando pases tiempo con ella.

7.Con el adecuado cuidado, no transmiten enfermedades

Todas las mascotas cargan enfermedades que pueden contagiarse a los seres humanos. Los reptiles no son la excepción. Sin incautación, con el debido cuidado, esto no debe representar un problema. Recuerda lavarte las manos antiguamente y posteriormente de tocar a tu iguana, así como mantenerla alejada de tu ropa, alimentos y artículos de cuidado personal.

8.No requieren muchos cuidados

A mucha concurrencia le gustan los reptiles, pero no tiene el tiempo o la paciencia de tener uno mascota. Si tú piensas así, la iguana es tu mascota ideal. Si acertadamente, el hábitat que necesitan debe ser seleccionado cuidadosamente, una vez que esté instalado no representa decano problema que una lavado semanal.

9.Puedes dejarlas libres adentro de la casa

Las iguanas pueden parecer animales lentos y perezosos, pero lo cierto es que aman explorar en búsqueda de comida o sol. Si la liberas en tu habitación, se comportará casi como si fuese un hámster. No te dará problemas y podrás verla atinado.

10.Se ven increíbles

Casi todos los dueños de iguanas que conozco adquirieron una porque en verdad les gustaban y toda su vida habían soñado con tenerla. Y tengo que darles la razón, son animales con estilo propio y que lucen acertadamente, sobre todo cuando alcanzan cierto tamaño. Si buscas una buena alternativa a las mascotas comunes, no existe mínimo mejor que estos pequeños lagartos.


Fuente

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*