Latest News

Toxoplasmosis felina y el embarazo

He decidido contarte la verdad sobre la toxoplasmosis felina y el embarazo. Estoy muy cansada de ver cómo la ignorancia destroza vidas de gatos. Existe la idea de que cuando te quedas embarazada debes abandonar a tu gato por el riesgo de contagio de toxoplasmosis. Quiero acabar con todos los prejuicios y la desinformación al respecto para que ningún gato se vea abandonado por su familia.  Según datos muy recientes, un 13% de los abandonos de gatos en España se deben a la poca información de la gente sobre la toxoplasmosis y sus riesgos. 

Lo digo en mayúsculas para que quede claro: SI TE QUEDAS EMBARAZADA NO ABANDONES A TU GATO( y en realidad, NUNCA). Éste es un grave error que muchas personas cometen por miedo al contagio y la base está en los prejuicios y en la mala información al respecto sobre la toxoplasmosis y en especial la forma de contagio.

Qué es la toxoplasmosis y cómo se contagia

Es una enfermedad producida por el parásito T. gondii y que puede contraerse de diferentes formas: por la ingestión de fruta y verdura mal lavada, por la carne cruda y de embutidos sin cocer y a través de las heces de gatos que estén infectados de toxoplasmosis.  Los síntomas de esta enfermedad se parecen un  poco a los de la gripe ya que provoca cierto malestar general o fiebre.

Tu gato puede contagiarte si es portador de la enfermedad. Los gatos pueden contraer esta infección o ser portadores ya que comen alimentos que contienen el parásito Toxoplasma Gondii. Cuando tu gato come, el parásito entra y madura en el intestino del gato hasta que los elimina en forma de huevos por las heces. Sólo el gato puede ser transmisor directo de la enfermedad por sus heces.

Pero el contagio sólo es posible por comer de forma accidental heces de tu gato. Y esto puede ocurrir si te queda algún resto de arena de gato en tus manos tras la limpieza diaria de su bandeja. Aunque esto se evita usando unos guantes desechables como protección cada vez que hagas esta tarea.

Otra forma de contraer la toxoplasmosis y mucho más común es a través de alimentos que lleven los huevos del parásito. Por eso hay que tener muy en cuenta lo de no comer carne cruda, ni frutas o verduras sin que sean limpiadas en profundidad.

El riesgo y la gravedad de la infección para el feto dependerán del momento del embarazo en que la madre contrae la infección. El momento de mayor riesgo está en el último tercio del periodo de gestación pero curiosamente las consecuencias para el feto son más graves cuando la infección se contrae al comienzo del embarazo.

toxoplasmosis y embarazo

Imagen: mundogatos.com

Cuando  te quedas embarazada, el médico te hará algún test para detectar la presencia de toxoplasmosis. Algunas embarazadas dan positivo, esto quiere decir que ya tienes anticuerpos de la enfermedad y has pasado los síntomas sin darte cuenta. En este caso, ya no hay ningún riesgo de que contraigas esta enfermedad.  Pero la gran mayoría de mujeres dan negativo al test de anticuerpos, en este caso tendrías que seguir una serie de consejos para prevenir.  Hay algo que debe quedar muy claro y es que con unas pautas muy básicas puedes reducir el riesgo de contagio de la toxoplasmosis.

Pautas de prevención

Haz los test de toxoplasmosis a tu gato para detectar si tiene o no la enfermedad. Las pruebas son un análisis de heces para ver la presencia del parásito y también un análisis de sangre para saber si contiene anticuerpos. Si tu gato no es portador de la enfermedad no te la puede contagiar. Si tu gato tiene toxoplasmosis y tú no estás inmunizada tan sólo deberás tener ciertas precauciones con su bandeja de arena, pero son muy simples. 

Uno de los consejos básicos si vives con gatos infectados es que nunca limpies las heces del gato, y esto se soluciona usando guantes para realizar esta tarea, o sencillamente que lo haga tu pareja.  Y la bandeja de arena debes limpiarla y vaciarla a diario como norma. La prevención implica evitar el contacto con los huevos del parásito que están en las heces.

Deberás comer la carne muy hecha,  evita tomar verduras o vegetales crudos sin lavar a fondo con lejía alimentaria. También debes usar guantes cuando manipules plantas, jardines, y todo tipo de tierra.

Vigila muy en serio las pautas alimentarias de tu gato y su estilo de vida para que no adquiera el parásito durante el periodo de gestación. Tu gato no debe comer carne cruda, sólo pienso veterinario de calidad, y no conviene que le dejes salir al exterior donde pueda ponerse a cazar algún pájaro o ratón.

embarazo y gatos

Ten en cuenta que en la mayoría de las veces, la toxoplasmosis se contrae por la ingestión de frutas y verduras mal lavadas, y de carne cruda o poco cocinada. 

Si compartes tu vida con gatos no lo abandones cuando te quedes embarazada. La vida sigue igual, y no permitas que tu relación con él cambie. Puedes abrazarle, dormir con él, darle mimos….sólo debes tener especial precaución con su bandeja de arena, su comida y no dejar que salga a la calle. Tu gato es tu familia, tu amigo, tu primer hijo, no lo condenes a una vida de soledad por temores injustificados. Y recuerda la vida tan maravillosa que tienes a su lado, no hay nadie como tu gato para hacerte feliz, sentirte amada, segura y calmar todas las ansiedades.

Porque cuando compartes tu vida con una mascota, es un compromiso para toda la vida. Y porque si creas vida ¿por qué destruir otra?

Si te ha parecido interesante y útil este post, ¿me ayudas a difundir en TwitterFacebookG+, e Instagram? Si deseas conocer más sobre otras enfermedades que pueden afectar a tu felino, te invito a que leas todo sobre la leucemia felina y la inmunodeficiencia.

cuida a tu gato

 


He decidido contarte la verdad sobre la toxoplasmosis felina y el embarazo. Estoy muy cansada de ver cómo la ignorancia destroza vidas de gatos. Existe la idea de que cuando te quedas embarazada debes abandonar a tu gato por el riesgo de contagio de toxoplasmosis. Quiero acabar con todos los prejuicios y la desinformación al …

User Rating: 4.7 ( 1 votes)

0